Ahorra dinero alquilando ropa
No, no hablamos de que tengas que abrir tu armario y decidir qué prendas vas a poner en alquiler para poder ganarte unos euros. No. Nos referimos al desembolso que representa comprar ropa adecuada para la boda de tu amigo o el bautizo de tu ahijado. Normalmente, si te exigen vestir de etiqueta, con smoking o chaqué, si eres hombre o con traje de noche o de cóctel si eres mujer, sabes que es algo que va a repercutir en tu bolsillo e incluso desestabilizar tu presupuesto mensual. Pero hay un modo de evitarlo, si decides alquilar esa ropa en lugar de comprarla.

Al contrario de lo que pueda parecer, alquilar ropa para fiestas no siempre tiene que ver con precios desorbitados, ya que existen opciones más económicas con las que, por unos 70€, puedes cumplir perfectamente con la etiqueta que se exige en la invitación. Eso sí, no olvides comparar tiendas y precios porque, en este negocio, como en todos, existe la oferta y la demanda y, si buscas, encontrarás algo que se adecúe a tu bolsillo.

La mayoría de ropa que se alquila en estas tiendas es de segunda mano, pero no tienes por qué preocuparte, ya que después de cada uso la ropa pasa por la tintorería, con lo que está completamente limpia. Pero si eres escrupuloso, también tienes la opción de estrenar trajes que nadie ha usado con antelación, aunque esta opción te saldrá un poco más cara.

También se pueden alquilar trajes de madrina o trajes de noche e incluso, si estás pensando en casarte y no tienes mucho presupuesto, también puedes plantearte la posibilidad de alquilar el traje de novia. Por unos 300€ tendrás el traje y los complementos, zapatos incluidos.