Cómo ahorrar tiempo y dinero al planchar la ropa
Una de las tareas del hogar que requiere de más tiempo es la plancha. Por tanto, al simplificar esta rutina también puedes ahorrar tiempo y dinero. Lo más recomendable es encender la plancha una vez que ya hayas acumulado varias prendas y no cuando tienes solo una. Por otra parte, aprovecha el calor que queda una vez apagada la plancha para dar un repaso a aquellas prendas que no requieren de tanta elaboración.

A partir de ahora, al comprar tu ropa nueva, consulta la etiqueta de la prenda para analizar su composición y potenciar el uso de más ropa que no necesita plancharse.

Sugerencias prácticas para planchar mejor

Las planchas de hoy en día ofrecen una gran eficacia, por tanto, gracias a su calor inmediato, evita encenderla rato antes de comenzar a planchar ya que es un gasto de energía innecesario. Puedes comenzar a planchar aquellas prendas que no requieren de tanto calor. Al clasificar las prendas de la plancha puedes hacerlo a partir de las necesidades comunes identificadas en las instrucciones de la etiqueta. Es decir, identifica qué temperatura similar necesitas para planchar distintas prendas.

Cómo ahorrar tiempo y dinero al planchar la ropa

Colgar la ropa en perchas

Una vez planchada una prenda es recomendable colgarla en la percha en lugar de doblarla, de lo contrario, puede que pronto sea poco visible el efecto del planchado al aparecer nuevas arrugas. Muchas personas también prefieren aplicar la medida práctica de dar un planchado a una prenda cuando ésta todavía está un poco húmeda. Es positivo que planches las prendas del revés, así se reducen los posibles brillos en la prenda y también, para prevenir un posible quemado.

Durante el periodo de rebajas es un buen momento para renovar la plancha y elegir un producto de calidad para realizar esta tarea con menos esfuerzo y mayor eficacia.