Ayudas para alquilar la vivienda
Cuando hablamos del alquiler de la vivienda, normalmente pensamos en los inquilinos, es decir, en quienes van a ocupar la vivienda alquilada, y a ellos van dirigidas también muchas de las ayudas de la Administración. Sin embargo, aunque menos conocidas, también existen ayudas para los propietarios o promotores de las viviendas con el objeto de que aumente el número de viviendas en alquiler y baje el número de viviendas vacías. Con esto se conseguiría abaratar el alquiler, única opción para poder acceder a una vivienda para muchas familias en época de crisis y se dinamizaría de nuevo el mercado inmoviliario.

Existen tres grandes tipos de ayuda previstas por el Ministerio de la vivienda:

– Ayuas para la promoción de viviendas en alquiler: Está de destinada a los promotores de viviendas protegidas de nueva construcción para alquiler. La cuantía máxima es de 80% el precio máximo de la vivienda.

Ayudas para la rehabilitación de viviendas destinadas el arrendamiento: Esta ayuda es para propietarios de viviendas desocupadas. La cuantía máxima es de 6.000 euros y los gastos de rehabilitación incluirán, en su caso, el coste de seguro por impagos y desperfectos no ordinarios, es decir, los que no son derivados del uso habitual de la vivienda.

Ayudas a propietarios de viviendas para arrendar: Esta ayuda tiene una cuantía máxima de de 6.000 euros.

Estas son ayudas ofrecidas por el Estado. Sin embargo, en cada Ayuntamiento o Comunidad Autónoma también se pueden encontrar otro tipo de ayudas complementarias. Para informarnos de las mismas, deberemos consultar las páginas web de dichos organismos o dirigirnos a las Consejerías responsables de este área a solicitar información.