Ideas para no tirar comida a la basura
En ocasiones, como consecuencia de una mala gestión de la cesta de la compra surge la tendencia de tirar productos caducados en la nevera. Para evitarlo, es recomendable hacer la compra con una frecuencia semanal. Hacer un curso de cocina para adquirir mejores habilidades culinarias aprendiendo, por ejemplo, a hacer nuevas recetas a partir de las sobras de comidas previas.

Por ejemplo, el pan que ha quedado un poco duro puede servir para preparar migas y torrijas. Del mismo modo, si temes que se pierda fruta que tienes en casa, puedes dar mayor protagonismo a las recetas de batidos.

Consejos para no tirar la comida

Además, también es muy recomendable que para cocinar, tengas un menaje de productos prácticos que hacen tu vida más fácil entre los fogones. Un elemento esencial es un peso para calcular las porciones de comida siguiendo las indicaciones de una receta que has tomado de un libro, por ejemplo. Calcular a ojo es una mala idea, especialmente, desde la inexperiencia que puede llevarte al excederte en el uso de un ingrediente.

Además, lee la información sobre las condiciones de mantenimiento del producto porque con frecuencia, el motivo por el que se tira algo a la basura es porque se ha estropeado como consecuencia de un mala conservación.

Realiza la cesta de la compra, tomando como referencia previa los menús que tienes pensado realizar en los próximos días. Además, si en la despensa tienes productos próximos a caducar pero tú solo no puedes acabarlos, entonces, regálalos a un familiar para que los disfrute.

Ideas para no tirar comida a la basura

Plan de coaching nutricional

Identifica cuál es tu punto débil, es decir, qué hábitos te llevan a no aprovechar al máximo tu despensa. Conocer este punto débil es fundamental para poder encontrar una solución. Por ejemplo, tal vez tengas que calcular mejor las cantidades que necesitas.