LLamar a la Unión Europea sale más barato
A partir del día 1 de julio han entrado en vigor las nuevas tarifas de telefonía móvil que fueron determinadas por la Unión Europea, gracias a las cuales bajarán los precios de las llamadas hechas y recibidas desde otros países europeos así como el precio del acceso a Internet desde otros países comunitarios.

Debido a las normas comunitarias de itinerancia que, desde 2007 establecieron límites en las tarifas, el precio máximo que pagaremos por hacer una llamada desde otro país será de 39 céntimos de euro por minuto, sin contar el IVA, en lugar de los 43 céntimos que se pagaban hasta el 1 de julio. Por otro lado, la recepción de una llamada tendrá un precio máximo de 15 céntimos por minuto, sin incluir el IVA, cuando anteriormente costaba 19 céntimos por minuto.

Si lo que queremos es mandar un mensaje de texto, el coste del mismo será de 11 céntimos por mensaje, lo que significa que el precio de los SMS no ha cambiado. De este modo, podremos disfrutar de una tarifa de móvil más económica estas vacaciones, ya que con las que existían anteriormente, utilizar el móvil en el extranjero nos salía un 73% más caro, con lo cual a buen seguro lo notaremos en la factura.

En lo referente al acceso a internet, ahora costará 80 céntimos por megabyte cuando antes costaba 1 euro. La buena noticia es que el año que viene será aún más económico, ya que bajará a 50 céntimos. Además, el límite de los servicios de datos de los viajeros se fija automáticamente en 50 euros sin IVA, a menos que el usuario elija otro límite mayor o menor. Además, se debe avisar a los usuarios cuando hayan agotado el 80% de su límite y el operador deberá interrumpir la conexión móvil de internet cuando se alcance el límite, si el cliente no indica lo contrario.