Plan Renove de ventanas en la Comunidad de Madrid
El otoño ya ha comenzado y las temperaturas han empezado a caer, lo que indica pronto tendremos que utilizar calefacciones y calefactores, cuyo uso incrementa en gran medida el gasto de las familias. Una de las maneras de ahorrar en dichas facturas es aislando de manera eficaz el hogar, principalmente con ventanas aislantes. Si tu casa necesita dicha reforma, puedes acogerte al Plan Renove de Ventanas en viviendas para sustituir tus ventanas antiguas por aquellas con aislamiento térmico reforzado.

Estas ayudas ascienden a 110 euros por metro cuadrado de acristalamiento de ventana en la sustitución de ventanas, comprendiendo tanto cristales como marcos, y a la instalación de dobles ventanas y a 24 euros por metro cuadrado de acristalamiento cuando si sólo quieres cambiar el cristal. Para poder acogerte al plan sólo tienes que contratar un instalador que se haya adherido a dicho Plan Renove.

Con el aislamiento térmico reforzado puedes reducir las pérdidas de calor en tu hogar entre un 20 y un 50%, con lo que consigues un ahorro energético considerable que se reflejará en tus facturas a final de mes. Al mismo tiempo, dicho ahorro permite reducir en gran medida las emisiones de CO2 a la atmósfera, con lo cual también estarás contribuyendo a la salud de nuestro planeta. Por otra parte, el aislamiento térmico no sólo te beneficiará en invierno, sino también en verano, donde te permitirá ahorrar en la factura del aire acondicionado porque te protegerá de las altas temperaturas veraniegas.

Con este nuevo Plan se pretende conseguir el objetivo marcado por el Plan Energético Regional de reducir en un 10% la demanda energética, además de reactivar el empleo en un sector que se ha visto muy afectado por la crisis en el sector de la construcción.