Poner freno a las compras compulsivas en rebajas
Uno de los principales criterios de ahorro durante el periodo de rebajas es evitar las compras compulsivas que pueden surgir ante la tentación de unos precios irresistibles y la espectacularidad de los escaparates que muestran grandes ofertas. ¿Cómo evitar las compras compulsivas?

Busca otras actividades

Cuando sientas el impulso de salir de tiendas y ya has hecho tus compras previstas en las rebajas, puedes buscar planes alternativos para distraerte. Buscar un punto de atención distinto para concentrarte en un nuevo objetivo.

Cuándo mirar los escaparates

Si te apetece disfrutar de las novedades de las rebajas, entonces, puedes dar un paseo al final de la tarde y echar un vistazo a los escaparates (una vez que las tiendas ya han cerrado). De este modo, tendrás tiempo para reflexionar sobre si quieres comprar una prenda o no.

Poner freno a las compras compulsivas en rebajas

¿Realmente necesitas esa prenda?

Vinculado con el punto anterior, si echas un vistazo a los escaparates de la tienda cuando éstas están cerradas, podrás darte un tiempo para reflexionar sobre si realmente, necesitas hacer esa compra. Por otra parte, también puedes valorar si necesitas hacer esa compra ahora o puedes posponer el gasto durante un tiempo. Puedes marcar el hábito de pagar solo en efectivo y realizar previamente una lista de productos antes de salir de casa.

Puedes pedirle a otra persona a la que no le encante la moda, que te acompañe a hacer tus compras. De este modo, el tiempo que estarás en la tienda será más breve. Conviene potenciar hábitos positivos como realizar deporte y ejercicio físico ya que el bienestar cuerpo y mente también eleva la inteligencia emocional y la autoestima (en ocasiones, el deseo de comprar está motivado por una carencia afectiva).

Puedes poner en orden las prendas de tu armario para tomar conciencia de cuántas prendas tienes que prácticamente no utilizas (y a las que puedes dar un fantástico uso).