Trucos para ganar dinero en bolsa
Las turbulencias de los mercados financieros hacen que las bolsas aumenten su volatilidad, y eso puede ser aprovechado para conseguir interesantes plusvalías. Para lograr grandes ganancias en bolsa, lo primero que tenemos que aceptar es la necesidad de arriesgar capital en la renta variable. No siempre puede hacerse de manera segura y evitar pérdidas, pero existen formas de invertir minimizando riesgos. La recomendación más conveniente para ganar dinero, sobre todo en la coyuntura de crisis, es operar a largo plazo y evitar los movimientos bursátiles.

El objetivo de un inversor que decide apostar por la toma de posiciones en bolsa es obtener las máximas plusvalías posibles. Para conseguirlo, será fundamental invertir sus ahorros tras haber analizado y meditado con detenimiento qué empresas podemos comprar acciones.

Es bien sabido que la bolsa ofrece la posibilidad de ganar dinero de forma rápida con la contratación de valores de alto componente especulativo. Títulos de baja capitalización que pegan un pelotazo y permite a los inversores convertirse en millonarios de la mañana a la noche. Otra estrategia bastante buena es entrar en los “valores calientes”, que son objeto de rumores de alguna OPA, entrada de nuevo accionariado en su capital o de nuevos socios de referencia. Estas noticias generan fuertes subidas y la cotización de los valores puede doblar o triplicar el precio. Sin embargo, es importante saber que igual de rápido puede subir que puede bajar la cotización. Lo más aconsejable de todo es comprar títulos de valores estables que tengan un fuerte recorrido al alza, sectores en crecimiento. Es una opción para el largo plazo, entre 4 y 10 años.

Finalmente, para los más analistas en el aspecto técnico, se debe de prestar atención a los soportes y resistencias: el primero indica el nivel de entrada (compras), mientras que el segundo se refiere al de salida (ventas). Seguir los resultados trimestrales de las compañías que cotizan para encontrar una oportunidad. Además, de estudiar los movimientos corporativos que pueden afectar al valor. De ser favorables, pueden ser el origen de importantes alzas durante un periodo prolongado y por lo tanto se puede aprovechar para ganar dinero.