Nueva emisión de pagarés del Banco Santander
Ante la buena acogida que tuvo la emisión de pagarés que la entidad realizó el pasado mes de febrero, el banco de Santander ha decidido realizar una nueva emisión en medio de la tormenta financiera que ha ocasionado la nacionalización de Bankia.

Aun así, es indudable que esta emisión debe haber atraído la atención de los inversores, ya que ofrece una rentabilidad que varía entre el 3,75% y el 4,20%, con lo que sin duda se trata de uno de los pagarés más rentables emitidos por una entidad.

Para poder contratar dichos pagarés, necesitamos realizar una inversión mínima de 10.000 o 60.000 euros, dependiendo de los pagarés que queramos contratar. En aquellos en los que la inversión mínima es de 10.000 euros, la inversión máxima se ha fijado en 60.000 euros, pero no existe un límite máximo si la inversión mínima es también de 60.000 euros.

El plazo de inversión varía entre los 12 y los 24 meses y en cada uno de los plazos podemos elegir entre dichos importes de inversión.

Con ello, la rentabilidad de los pagarés queda del siguiente modo:

– Rentabilidad del 3,75% a 12 meses desde los 10.000€

– Rentabilidad del 3,90% a 12 meses si invertimos como mínimo 60.000€.

– Rentabilidad del 3,95% a 18 meses contratando a partir de 10.000€.

-Rentabilidad del 4,10% a 18 meses si contratamos a partir de 60.000 euros.

– Rentabilidad del 4,05% a 24 meses desde 10.000€

-Rentabilidad del 4,20% a 24 meses, si, como en los casos anteriores, se invierten más de 60.000€.

A la hora de contratar pagarés de una entidad, debemos tener en cuenta siempre que la garantía de los mismos es el capital de dicha entidad, al contrario de lo que ocurre con los bonos, por lo que es muy importante conocer y asegurarse de la solvencia de la institución antes de la contratación.