Salida a Bolsa de Loterías del Estado
El pasado 29 de abril se aprobó en la reunión del Consejo de Ministros la constitución de la Sociedad Estatal para la Venta de Acciones de Loterías y Apuestas del Estado, S.A., mediante la cual se va a poner en marcha la venta de acciones de Loterías y Apuestas del Estado (LOE). Esta medida entra dentro de las anunciadas por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero de cara a conseguir más liquidez para las cuentas del estado, medidas que también recogen la privatización de otro organismo público, como es AENA.

Sin embargo, y como no podría ser de otro modo, esta salida a Bolsa no se produce en las mismas condiciones en las que lo haría cualquier otra empresa. Para empezar, la titularidad de la sociedad, que contará en el inicio con un patrimonio de tres millones de euros, pertenece totalmente a la Administración General de Estado.

Esta salida a Bolsa será la mayor en la historia bursátil española, ya que el Estado sacará a Bolsa el 30% de las acciones de LOE. De este modo, la Administración espera obtener unos beneficios que pueden variar entre los 6500 millones y 7500 millones de euros.

Esta salida a bolsa, además, marcará cambios en la estructura del negocio, como ya ocurrió en la pasada lotería de Navidad, cuando cada usuario podía obtener electrónicamente el número que deseaba jugar e implicará en un futuro próximo el paso de la LOE a Internet, donde están proliferando las páginas webs de apuestas.

La fecha de la salida a Bolsa aún no está plenamente concretada, pero se espera que sea entre los meses de octubre y noviembre, cuando ya estarán determinados los precios de las acciones. Según las previsiones del estado, un 40% de las acciones serán adquiridas por bancos, empresas y otras instituciones, tanto nacionales como extranjeras y el resto será adquirido por particulares.