Trabajos para conseguir ingresos extra
En momentos de crisis donde muchas familias apenas pueden llegar a fin de mes, hay que ser más listo que nadie y buscar soluciones originales que puedan aportar unos ingresos extra. En muchas ocasiones, el trabajo principal no suele ser suficiente para mantener todos los gastos. La reducción de salarios u horas de trabajo, la dificultad de acceder a nuevos empleos o en las peores ocasiones el despido, pueden llevar a la necesidad de conseguir dinero extra para poder sobrevivir. Existen muchas actividades, desarrolladas sobre todo en el ámbito doméstico, que se presentan como una excelente oportunidad para alcanzar este objetivo. El manejo de las nuevas tecnologías de la información, labores de comercial o de ventas o el teletrabajo son opciones a tener muy en cuenta.

En primer lugar, la opción más recomendable para solucionar los desequilibrios de la economía familiar es buscar métodos de ahorro eficientes. En el caso de que no puedas recortar por ningún otro lugar, deberás trabajar el doble. Es duro pero no queda otra que hacerlo. Además, debes saber que para realizar determinados trabajos por cuenta propia es necesario declarar a Hacienda o darse de alta como autónomo, así como saber si será compatible o no con el trabajo principal o el cobro de prestaciones.

Por ejemplo, trabajar a tiempo parcial, por horas, es una opción laboral como cualquier otra que te permite disponer de ingresos adicionales. Los más comunes son puestos de camareros durante los fines de semana, empleados del hogar, cuidado de niños, ancianos o personas impedidas, repartir propaganda, etc. Hay miles de cosas.

Si eres de los que se te da bien escribir puedes escribir artículos para redes de blogs u otras publicaciones digitales por Internet. Se suele pagar por artículo y dan mucha flexibilidad. También se pueden hacer colaboraciones en encuestas de opinión o participar en estudios. El mundo online ofrece un sin fin de posibilidades para ganarte la vida.

También puedes ser representante comercial de alguna empresa de un sector que conozcas. Las ganancias dependen del éxito comercial y lo que suelen pagar todo es variable, es decir dependerá de lo que consigas vender. No es un trabajo muy estable pero si te desenvuelves bien puedes llegar muy lejos.

Si se te da bien la cocina, cocinar para terceros a domicilio es una propuesta que puede compensarte. Si eres experto en algo, puedes proponerte dar clases. Los idiomas, las matemáticas o la informática tienen una gran demanda. Otra idea es que si tienes suficiente espacio en casa, puedes alquilar una habitación que no se ocupe a un estudiante. Como ves, existen formas de ganar dinero extra y muchas no son tan complicadas como a priori puede parecer. Es importante no llegar a la frustración, ser optimistas y aprovechar las oportunidades, muchas de ellas solamente pasan una vez en la vida.